25 de septiembre de 2011

Todos los humos hacen daño

Tenía programado para hoy un post relacionado con un tipo de humos, pero, gracias a la iniciativa creada por Santi Mora desde SEVILLA SEVILLA SEVILLA y a mi total aprobación a la misma, me veo obligado a modificarlo un poco.

Primero empiezo con lo que propone Santi, apostando por un Sánchez-Pizjuán sin humos (refiriéndose al tema del tabaco, ya que el Barcelona en el Camp Nou lo ha prohibido, y ya conocía por la final de la UEFA en Glasgow que allí tampoco se podía fumar), porque, vale, es un espacio abierto y tal, pero, al estar "arrejuntaos" la verdad es que todo se concentra y es bastante molesto para muchos de los que somos no fumadores (entre muchos de los cuales hay niños...).

No se si es un tema que tenga una solución clara, tajante e inmediata, lo cierto es que, como dice la ley de vida, es algo dañino, tanto para el fumador y su organismo como para el resto de los mortales, "fumadores pasivos" como se conocen.

Ese tipo de humo es perjudicial para la salud y para el bolsillo de cada uno, pero, hay otro tema que debería tratarse, referente a los humos y a eso de dañino para el bolsillo.


Quizás sea el único pero que le ponga a la grada del gol norte, grande y mágica en todos los sentidos, pero, cierto es que, pese al efecto de luz y color, e incluso de sonido, con la utilización de bengalas y/o petardos, también salimos perjudicados, también son cosas que hacen daño.

En cada partido, los árbitros suelen apuntar en las diferentes actas el lanzamiento de petardos o la utilización de bengalas por parte de este sector de la grada, y eso, normalmente, acarrea sanción económica.

Claro está, que muchos direis, y yo entre ellos, que lo que nos metan de multa lo puede pagar fácilmente el club con lo que le damos de nuestros carnets, pero, primeramente es algo por lo que YO no tengo que pagar porque NO lo he hecho, no he tirado esos petardos ni encendido esas bengalas (aunque claro, aquí se aplicaría, supongo, eso de uno para todos y todos para uno), y después es que es de cajón que si sabes que te multan lo mejor es no volverlo a hacer, porque dicha multa puede ser mísera, pero si el club no tiene que pagar mejor que mejor, todo esto al menos, desde mi humilde punto de vista.


En fin, amigos, que está demostrado que, sea por una ocsa o por otra, esto siempre será igual.
Yo también me sumo a esa campaña de "Por un Sánchez-Pizjuán sin humos", porque todos los humos hacen daño.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Soy fumador en el fútbol solamente,pero a mí también me molesta los insultos y malos modos de los aficionados,voy al fútbol acompañado de mis dos hijos chicos,en fin,los borregos también me molestan...

Jesús Gómez dijo...

A mi lo que me molesta aparte del humo del tabaco es el humo de los porros, acabo el partido con los ojos rojos y no me pongo ciego porque el partido no dura más tiempo que si no...